Ofertas de Hoteles en la Costa de Almería

Reserva los mejores Hoteles en la Costa de Almería

Reserva los mejores hoteles en la Costa de Almería al mejor precio. Disfruta de los destinos de playa más conocidos alojándote en un hotel en Almería, Roquetas de Mar o Mojácar. ¡Pásalo en grande con estas ofertas de vacaciones!

Almería

Hotel Torreluz 3* (4 noches)

desde 82€

Roquetas de Mar

Hotel Roquetas Beach 4* (4 noches)

desde 89€

Almerimar

Aptos. Dream Sea (4 noches)

desde 115€

Roquetas de Mar

Hotel Almería Roquetas 3* (4 noches)

desde 98€

Aguadulce

Hotel Aguadulce 3* (4 noches)

desde 107€

Vera

Hotel Reina 4* (4 noches)

desde 97

Mojacar

Hotel Best Mojacar 4* (4 noches)

desde 87€

Toyo-Retamar

Hotel Ohtels Cabogata 4* (4 noches)

desde 99€

Nunca te equivocas eligiendo la

Busca tu Hotel en la playa en otras costas próximas

¿No tienes claro dónde vas a ir de vacaciones? ¿Buscas las mejores ofertas de hoteles en la playa? No te pierdas los mejores hoteles a pie de playa en las costas más cercanas: desde Málaga a Cádiz. ¡Disfruta de los mejores destinos vacacionales! 

Ofertas de vacaciones en la Costa de Almería

Quienes busquen un destino de playa menos frecuentado que la Costa de Sol, pero con un clima similar, con multitud de propuestas culturales y de ocio y con todos los servicios necesarios para una escapada perfecta, el litoral almeriense será un acierto seguro. Compruébalo con nuestras ofertas de vacaciones en la Costa de Almería, siempre al mejor precio. 

La Costa de Almería es la denominación turística que recibe la franja costera de esta provincia de Andalucía oriental. Su frente litoral comprende 217 km y 13 municipios, desde Pulpí, que linda con la Región de Murcia, hasta Adra, la última localidad antes de entrar en la Costa Tropical, en Granada. Parte del encanto de la zona estriba en la combinación de parajes desérticos con algunas de las mejores playas de España, de arena fina y aguas cristalinas.  Si a eso le añadimos fotogénicas villas marineras y otros pueblos llenos de encanto, el resultado es unas vacaciones en Almería para enmarcar.

¿Aún te lo estás pensando?

¿Cómo llegar a la Costa de Almería?

Para llegar a la Costa de Almería en avión, se puede tomar un vuelo al aeropuerto de Almería (LEI). Este se halla a 10 km de la ciudad de Almería, a 39 km de Aguadulce, a 41 km de Roquetas de Mar, a 63 km de Almerimar, a 77 km de Adra y a 78 km de Vera.

Para ir a la Costa de Almería en coche, las comunicaciones por carretera son óptimas. De hecho, se puede acceder fácilmente en vehículo privado a todas las playas y centros turísticos del litoral. La ciudad de Almería, que es la capital de la provincia, así como Vera, Aguadulce, Roquetas de Mar, El Ejido —a 10 km de Almerimar— y Adra son localidades repartidas a lo largo de la autopista AP-7 o autopista del Mediterráneo (A-7), que conecta Francia con Algeciras.

Para llegar a Almería en tren, existen conexiones directas a Almería capital desde ciudades como Granada, Sevilla y Madrid. Eso sí: hay que tener en cuenta que, desde la ciudad de Almería, no hay líneas de ferrocarril hasta los principales destinos costeros, si bien se pueden alcanzar en bus. 

El clima en la Costa de Almería

La Costa Brava cuenta con un clima mediterráneo, aunque este es algo más frío que en otros puntos de la costa de Cataluña debido al viento del norte, la Tramuntana, que sopla especialmente en la primavera y el otoño. No obstante, las temperaturas son suaves durante todo el año, con valores que superan los 25 °C durante el día entre junio y septiembre. De ahí que este período sea perfecto para sacar el máximo partido a nuestras ofertas de vacaciones en la Costra Brava.

Esta región turística ofrece alrededor de 210 días de sol al año y recibe la mayor cantidad de lluvias entre septiembre y noviembre.

¿Qué ver en la Costa de Almería?

La Costa de Almería está dominada por un clima mediterráneo, con inviernos suaves y poco lluviosos y veranos cálidos y soleados. Durante la mayor parte del año, las temperaturas diurnas rondan o superan los 20 °C, incluso en invierno. De diciembre a febrero, los días muy fríos no son habituales, aunque en ocasiones excepcionales pueden caer hasta los 0 °C. Asimismo, es casi imposible que nieve. En verano, el calor es soportable y se ve mitigado por la brisa marina, si bien puede haber días en los que las temperaturas asciendan hasta los 38 °C.

Las lluvias en la Costa de Almería son escasas, ya que generalmente son inferiores a los 300 mm anuales. La mayoría se concentra de octubre a abril, mientras que en verano son muy poco frecuentes. Por eso, no es de extrañar que el paisaje sea desértico hasta en la costa. En Almería, en el mes más lluvioso, diciembre, solo caen 30 mm. En el área de Cabo de Gata, las precipitaciones no llegan a los 200 mm por año.

Las horas de sol en la Costa de Almería son muy abundantes en cualquier época del año. De media, siempre hay un mínimo de seis horas de pleno sol diarias, incluso en diciembre y enero.  

Por lo que respecta a la temperatura del agua en las playas de Almería, se debe tener en cuenta que el mar es un poco más frío en la parte occidental que en el este. En toda la provincia, la temperatura media del agua es de 22 °C en julio y de 24 °C en agosto. ¡Toma nota de este dato para planificar tus vacaciones en la Costa de Almería!

¿Qué hacer en la Costa de Almería?

Geográficamente, la Costa de Almería se divide en tres sectores: oriental, central y occidental. En la parte oriental, conocida como Levante Almeriense, el primer municipio que encontramos es Pulpí, cuyo núcleo urbano está algo alejado del litoral. Una vez allí, hay que visitar la iglesia de San Miguel Arcángel, la mina de Jaravía y el castillo de San Juan de Terreros, de la segunda mitad del siglo XVIII y con unas magníficas vistas al mar. 

Continuando nuestro viaje en dirección a Granada, en el término de Cuevas de Almanzora, recibe al visitante la pedanía de Villaricos, situada a 13 km del centro de la población. De marcado carácter turístico, especialmente en verano, cuenta con dos puertos: el puerto de Villaricos y el puerto deportivo de La Esperanza.

Otro de los lugares que hay que ver en la Costa de Almería es Vera, un municipio famoso por sus calas arropadas por las sierras de Almagrera y Cabrera, así como por sus playas de fina arena dorada. Entre las más conocidas, cabe referirse a las de Puerto Rey, Las Marinas-Bolaga y El Playazo. En la zona norte de este última, hay un tramo destino al turismo naturista. Cerca de la costa, se halla la Laguna de Puerto Rey, desembocadura del río Antas, que ha sido declarada reserva natural.

Después de Vera, llega el turno de Garrucha, un municipio con una extensa playa de arena frecuentada por el turismo familiar y un importante patrimonio monumental. Entre sus puntos de interés más importantes, se cuentan el Ayuntamiento, levantado sobre el antiguo alfolí o depósito de sal; la iglesia de San Joaquín, la ermita del Carmen, el paseo marítimo, los monumentos al Inmigrante y al Pescador, la estatua de la Virgen del Carmen, la lonja de pescado y el castillo de Jesús Nazareno Paciente.

Tras visitar la Garrucha, llega el momento de descubrir una de las localidades más bonitas de la Costa de Almería: Mojácar. Convertida en destino turístico de la mano de los hippies en los años sesenta, posee unas preciosas playas y un centro histórico conocido como Mojácar la Vieja, encaramado a un cerro al que los romanos llamaron Monte Sacrum. Sus calles laberínticas y sus casas encaladas de aire morisco son una verdadera delicia. A esto habría que añadir los vestigios arqueológicos localizados en las inmediaciones, en enclaves como la cueva del Algarrobo (del Neolítico), el paraje de Las Huertas (Edad del Cobre) o el Cabecico de Aguilar, donde se han recuperado piezas pertenecientes a la cultura de Argar. Por cierto: existe la leyenda de que Walt Disney nació en Mojácar. Cierta o no, en la década de 1950, el mago de la animación envió a un pequeño grupo de colaboradores a este pueblo almeriense en busca de su partida de nacimiento.

Después de Mojácar, llega el momento de explorar Carboneras, municipio que debe su nombre a las instalaciones de las que disponían para producir carbón de origen vegetal. Entre sus edificios más notables, están la Casa del Laberinto, diseñada por André Block en 1964; el castillo de San Andrés, del siglo XV, y la torre vigía del Rayo, del período nazarí. En el este, a poca distancia de Carboneras, hay un islote conocido como isla de San Andrés.

Nada más dejar Carboneras, entramos en la parte central de la Costa de Almería, ocupada por el Parque Natural Cabo de Gata-Níjar. Su acceso se efectúa a través de La Mesa de Roldán, un espacio dominado por un faro y un fortín del siglo XVIII. En realidad, se trata de una gran mole volcánica, como lo es casi todo el conjunto de este sitio protegido de 26.000 hectáreas.

Yendo hacia el interior, se despliega el llamativo desierto de Tabernas, en los términos municipales de Tabernas, Gádor, Santa Cruz de Marchena, Alboloduy y Gérgal y declarado Paraje Natural. Considerado el único desierto de Europa, se convirtió en los años sesenta, setenta y ochenta en un plató de la industria de Hollywood para el rodaje de numerosos Spaghetti Westerns. Hoy, aún pueden visitarse los decorados utilizados en esas películas. Te aseguramos que está experiencia redondeará tus vacaciones en la Costa de Almería.

Volviendo al litoral central almeriense, aguarda Níjar, uno de los municipios de mayor extensión de España, sito al pie de la sierra de Alhamilla. De sus monumentos, sobresale la iglesia del siglo XVI, con un notable artesonado mudéjar. Tampoco hay que pasar por alto sus playas, como la de Agua Amarga, Las Negras o Rodalquilar.

También en la parte central, tenemos la bahía de Almería, donde se halla la capital de la provincia. Entre lo que hay que ver en Almería, conviene referirse a la Alcazaba, una fortificación árabe milenaria que es el icono almeriense por antonomasia; la catedral de la Encarnación, del siglo XVI; el cerro de San Cristóbal, desde el que se goza de unas vistas panorámicas de impresión; la plaza Vieja o la Casa de las Mariposas.

Ya en la parte occidental de la provincia, el Poniente Almeriense, el primer gran municipio turístico que se puede visitar es Roquetas de Mar, de cuyo antiguo castillo todavía se conservan una torre y varias atalayas del período musulmán. Centro turístico por antonomasia, también concentra en las afueras parques acuáticos y un acuario, y playas como las de La Romanilla, La Bajadilla, Las Salinas, Serena, Cerrillos o Los Bajos.

Somos los mejor valorados por sus Clientes

Con una puntuación de 9.6 sobre 10 según valoraciones de clientes a través de eKomi

Nuestros clientes opinan sobre su experiencia con Centraldevacaciones.com, a través de la plataforma externa e independiente eKomi. Estas opiniones están a tu disposición ¿Quieres ver lo que opinan sobre nosotros?
Puntuación eKomi
9.6 /10

Cálculo de 99 valoraciones

EKOMI Opiniones | Centraldevacaciones.com | 25.06.20